no tienes corazón

A dos centímetros entre la ansiedad y el no echar de menos.
A dos segundos entre un recuerdo bueno y uno malo.
Y van pasando años en minutos.
Un frío calando profundo
Y un calor que ya no quema.
Los últimos versos que te escribo que siempre suenan a penúltimos.
Yo aquí estrujando los sentidos en palabras
Y tú que no tienes corazón.

corazón vacío

para Casiopea cómplice en los padecimientos de aquellos que se convierten en doctores de si mismos aunque no les guste la receta.
(28 septiembre 2008)

elección

ojo verde
Imagina que se te otorga un extraño e inigualable poder: cada vez que cierres los ojos puedes cambiar tu mundo.

Sí, cierras los ojos, un poquito, fuerte, tres segundos y tu vida es otra. El color es diferente, no estás en el mismo sitio, ni en la misma época. Tu ropa es distinta, tu te sientes distinto, y la gente que te rodea es otra.

Cierras los ojos de nuevo. Otra vez ocurre. Otro color, otro olor, otras sensaciones.

Piénsalo. ¿Quieres cerrar los ojos? ¿O prefieres seguir viendo lo que miras ahora?

¿Has escogido cerrar los ojos y no pasa nada?…

Igual es un buen momento para hacer cambios, ¿No crees?

tu y yo

Te sueño ,

te busco,

te pienso,

te olvido,

te pierdo,

te miro,

te encuentro,

te insisto,

te quiero.

Me hablas,

me cuentas,

me piensas,

me encantas,

me cierras,

me abres,

me cambias.

Te leo,

me ríes,

te canto,

me duermes,

te invito,

me aceptas,

te apetezco,

me ofrezco.

Me retuerzo,

te rompes,

me alzo,

te hundes,

me matas,

te salvo.

 

amén.

Dejemos de respirar, pues ocupa tiempo, y no nos sobra.
Maldigamos nuestros deseos, y nuestros sueños, pues nos hacen no querer la realidad que tenemos.
Escupamos a la vida ajena que nos abre las puertas, pues no somos valientes ni lo seremos nunca, y no podemos caminar sin cuerdas que nos aten a un lugar seguro.
Reneguemos de los muros que se prestan a ser escalados.
Alejémonos del veneno de lo absurdo.
Protejámonos de todo tipo de imaginación.
Curémonos del espanto que supone estar vivos.
Huyamos de las sensaciones que nos retuercen el cuerpo.
Dios… líbranos de tener alma!
y sobretodo: arráncanos el corazón.

Amén.

amen1

todas las veces son la última

Todaslasvecesonlaultima

Sí, ya lo sé,
Faltas cuando no te tengo, sobras cuando estás.
No quiero verte cuando te veo.
Te busco sino te encuentro
se nos ha caducado ya veinte veces la fecha de caducidad.
No te pienso, no te echo de menos.
Y no voy a dedicarte mis versos.
Tal cual hago.
Sacas lo peor de mi, y es cuando más me quiero.

Todas las veces son la última
los abrazos despedidas
los besos con sabor a adiós.
Cuento las caricias para borrarlas
las palabras las guardo para olvidarlas
no te voy a dar el hueco q te mereces
sin memoria, no hay historia q narrar…

Te he enviado 2 mails y no contestas,
y estoy aquí en mi cama
y echo de menos que me preguntes si me puedes desnudar,
y mañana no se escuchará tu horrible despertador,
ni me dirás que no vas a preguntarme si te puedes duchar.
Ni se escucharán tus pasos mientras intento aprovechar media hora más de sueño,
ni me pedirás un beso de despedida mientras pienso que no abro lo suficiente los ojos para saber qué camisa llevas y esbozo media sonrisa mientras alzo los brazos, te medio beso y te deseo un día feliz.

Incluso puedo olvidar contener y ocultar un te quiero.
Que me lo robe la boca a la cabeza y se escape entre el sueño y el miedo.
Y aún así, seguido, pensaré que esa será la última vez.

Todas las veces son la última
los abrazos despedidas
los besos con sabor a adiós.
Cuento las caricias para borrarlas
las palabras las guardo para olvidarlas
no te voy a dar el hueco q te mereces
sin memoria, no hay historia q narrar…